Archivo de la etiqueta: Ars Feminista

FÉMINA Y LAS RIMAS DEL SER

Entre cabelleras de colores, vestuarios llamativos que recuperan sus raíces sudamericanas y una belleza onírica en su performance, surge Fémina. Tres talentos de Argentina que convergen para deleitarnos con sus letras y música. Catalogadas como “feminist folk-rap”, Toti, Wewi y Claridad sin duda nos ofrecen la mezcla perfecta entre folk sudamericano y la fuerza del rap en rimas firmes. Poesía feminista. Así lo interpretan nuestros oídos, que escuchan detenidamente a estas chamanas musicales -como las describiría una amiga- mientras los pies y manos bailan.

femina1

Seguir leyendo FÉMINA Y LAS RIMAS DEL SER

Frida Kahlo: un referente erróneo del feminismo

Por Alejandra Franco*

Tanto Frida Kahlo como el feminismo se han vuelto un tema de moda. Cualquier chica que se dice ser feminista, suele mencionar a Frida como un estandarte de las mujeres. Pero, ¿es cierto que deberíamos considerarla como un símbolo del movimiento feminista?  Mi respuesta rotunda es un NO.

Los medios nos han pintado a una Frida que dista mucho de lo que en realidad fue. Y nosotros, día con día alimentamos ese pensamiento en el que alabamos a Kahlo por ser “una chingona”. ¿Una chingona?

Permítame señorita, está usted equivocada.

Seguir leyendo Frida Kahlo: un referente erróneo del feminismo

Para mi libertad, bastan mis alas

Para mi libertad, bastan mis alas,
para poder cantar basta mi aliento.
Nadie más que yo tendrá derecho
sobre mi voz, mi mente y mi cuerpo.

Para mi libertad, bastan mis piernas,
bastan mis brazos con que me alzo si tropiezo.
Son mis pies quienes deciden si detengo
mis pasos hacia el triunfo de mis sueños.

Seguir leyendo Para mi libertad, bastan mis alas

Mujeres al lente: Foto-féminas.

La semana pasada fue el Día Internacional de la Fotografía (19 de Agosto). Por las diversas redes sociales tuvimos la oportunidad de acercarnos a este arte, conociendo o reconociendo el trabajo que mujeres hacen detrás de una cámara para captar la realidad, vestir de colores y performar rostros, paisajes, espacios y objetos que al combinarse, pueden sorprendernos por el mensaje que transmiten.

En esta ocasión, dentro de la categoría de La Colectividad del Mundo, les queremos presentar el proyecto de Foto-féminas, una plataforma creada y establecida por la fotógrafa venezolana Verónica Sanchis Bencomo, quién actualmente radica en Hong Kong. La idea inicial fue abrir un espacio colaborativo para que fotógrafas latinoamericanas mostraran sus obras.

Seguir leyendo Mujeres al lente: Foto-féminas.

POMPAS IRIDISCENTES.

*Por Silvia Stella Velásquez López

La incomodidad que sentía no le dejaba escribir. La hoja, en un blanco impecable le reclamaba unas letras que no llegaban, entretanto, el cursor, esa barrita intermitente le insistía reclamándole acción.  En la esquina  inferior derecha de la pantalla, el tiempo transcurría como burlándose de su incapacidad, como si en una competencia estuvieran. Pero no se va a dejar ganar.

Seguir leyendo POMPAS IRIDISCENTES.

MIC Género ¡Ya va a comenzar!

En República de Cuba, calle llena diversidad, donde se encuentra el “Marrakech Salón”, el “Foro A Poco No” y la “Casa Refugio Hankili África”, cuna de diversidad, cultura y diversión, se encuentran también las oficinas de MIC Género.

Llegué por el medio día a realizar una entrevista a Adán Salinas, director general de dicho Festival. En la entrada había dos mujeres trabajando en carteles y publicidad, y al fondo, otras tres mujeres más, checando pendientes, poniendo en orden lo que viene para el festival. Una de ellas sostenía a una bebé, que fue pasando de brazo en brazo en la oficina.

Seguir leyendo MIC Género ¡Ya va a comenzar!

MARÍA MARÍA: FEMINISMO VISUAL

maria maria
Imagen tomada de LaReplica.es

María María Acha-Kutscher es una artista visual feminista, nacida en Perú. Su obra, llena de colores y de realismo pop, representa, principalmente, a mujeres y feministas del mundo, en escenas de lucha y resistencia, tanto con mensajes en español, como en inglés y otros idiomas. Un trabajo que reivindica y visibiliza el feminismo, el arte con perspectiva de género y la incansable lucha de las mujeres contra el sistema patriarcal.

Seguir leyendo MARÍA MARÍA: FEMINISMO VISUAL

Frida Kahlo y su influencia en el feminismo global.

Frida 1
Una de las imágenes más sensuales y bellas que se conservan de Kahlo.

La vida de Frida Kahlo quedó marcada en el mes de julio en la villa de Coyoacán, en el sur de la ciudad de México. Un 6 de julio de 1907 nació en el seno de una familia de clase social en asenso, y un 13 de julio de 1954 murió casi en el momento que comenzó a ser reconocida como una gran artista. Así que este mes tanto celebramos su nacimiento, como su legado, y recordamos su muerte.

Seguir leyendo Frida Kahlo y su influencia en el feminismo global.

Miss Bolivia: Bien Warrior

Miss Bolivia, es el nombre artístico de Paz Ferreyra, psicóloga argentina que se adentra en la música en el año 2008. Sus letras se caracterizan por tener un contenido de denuncia política, autonomía y la re-conexión con la naturaleza fusionando los estilos de cumbia, dancehall, hip hop, bass, funk, moomba y house, con la frescura de lo digital y la potencia de los ritmos del barrio.

Actualmente puedes escuchar su material en los Lp’s Pirata, Alhaja y el disco Miau en el cual tiene los dos hits Tomate el palo (a dueto con Leo García) y Bien Warrior. El disco Pantera es su nueva producción que continúa siendo una joya de Miss Bolivia para el mundo y, en especial, para las mujeres pues sigue el sentido de denuncia en contra de los ataques a los derechos humanos y su tan característica percepción sobre la autonomía ya justa y necesaria en estos tiempos.

Les dejamos el video con una de la canciones de su nuevo disco. Esperamos que la disfruten, les ocasione rabia y luchen para que lo que relata la canción no suceda más, porque como dice Miss Bolivia “Y así va la historia de la humanidad, que es la historia de la enfermedad. Ay, carajo, qué mal que estamos los humanos, loco ¡Paren de matarnos!”

 

Entonces, el Feminismo vendrá, como la lluvia, a limpiarlo todo.

Hace dos días vi en Netflix Sufat Chol (Tormenta de Arena o Sand Storm en inglés); una película israelí del 2016, dirigida por Elite Zexer y ganadora de múltiples premios cinematográficos. La trama consiste en una familia musulmana que habita una comunidad rural, en medio del desierto, la cual se enfrentará a una ruptura cuando el padre se casa con una segunda mujer después de más de una década de mantener una relación monógama. Se plantean las problemáticas de la relación del padre con sus hijas y esposa, así como la relación de ésta con su hija mayor, Layla, y con la segunda esposa.

Varias son las cosas que me gustaron de este filme, desde la música, la fotografía, el idioma, los vestuarios, etcétera. Pero lo que más llamó mi atención fue Layla, la hija de Suliman, el padre, quien se desenvuelve como una mujer joven, universitaria, que desafía los candados que su cultura patriarcal le impone. Me parece muy interesante la relación que sostiene con su padre ya que, hasta el día de la boda de éste, parece que ambos no se ciñen del todo a las tradiciones impuestas por su cultura, como se hace notar cuando ella puede manejar el auto sin problema, pero al llegar  a la comunidad, cambian de asiento. Sin embargo, mientras la película se desenvuelve, es posible notar cómo ciertas actitudes patriarcales, tanto de hombres como de mujeres, salen a relucir en cada unx de ellxs más por un cumplimiento del contrato social al que están sometidxs, que por una verdadera convicción.

Si bien lo intentan, para ningunx de lxs personajes parece haber otra manera de vivir, otro mundo posible. Cuando se vive en comunidades pequeñas y muy conservadoras, en las que todxs tienen gran cercanía y conocimiento sobre la vida de lxs demás integrantes de la comunidad, el “qué dirán” es tan poderoso que sujeta y define nuestras acciones, incluso en el ámbito de lo privado, y es casi imposible no ceñirse a la norma si se desea sobrevivir.

En la película, el padre de Layla dice varias veces que hizo lo que hizo “porque tenía que hacerlo”, a lo que ella y su madre, Jalila, le cuestionan: “¿Y cuándo harás lo que quieres?”. Lo anterior me hizo reflexionar sobre los hombres y la presión que la masculinidad hegemónica ejerce sobre ellos en este sistema opresor. Diariamente, ellos se ven presionados por el discurso patriarcal que les exige ser fuertes, proveedores, controladores, violentos. Así como a nosotras se nos exige ser sumisas, cuidadoras y aguantar dicha violencia.

El Feminismo surge entonces como un Movimiento que, si bien se centra en los derechos de las mujeres, tiene como efecto colateral la abolición de la masculinidad hegemónica y cualquier otro rol normativo que dictamine el deber ser de los sexos. No importa en qué sociedad nos encontremos, oriental u occidental, ni en qué estatus socioeconómico naveguemos, las normas heteropatriarcales nos oprimen, aunque de maneras distintas, a todxs. En efecto, a las mujeres nos oprimen más, porque nos objetivizan y ponen a disposición de los hombres y sus mandatos.

¿Que cómo podemos entonces las mujeres reclamar derechos si los hombres también viven oprimidos? Bueno, sucede que muchos de esos hombres, aunque bajo el mismo sistema, también se aprovechan de éste y controlan, golpean, violan y matan a las mujeres, porque el Patriacado se los permite. Muchos de esos hombres aportan con sus acciones a la reproducción y preservación de sociedades desiguales, en las que las mujeres no tienen derecho de asistir a la escuela, y si lo tienen, éste se observa como un “desperdicio” de los “verdaderos”  talentos de las mujeres (maternidad, crianza, cuidados); o donde las mujeres no pueden decidir con quién desean casarse, a qué edad, o siquiera si lo desean en absoluto. Muchos hombres contribuyen con sus pactos de silencio a la obstaculización de los avances de las mujeres en materia de derechos humanos. Por eso las mujeres seguimos reclamando, específicamente, nuestros derechos. No por una cuestión de desprecio hacia los hombres, sino por una necesidad extrema de sobrevivir y vivir con dignidad e igualdad de oportunidades y derechos.

Sand Storm invita, precisamente, a esta reflexión sobre la situación que mujeres y hombres viven en las sociedades patriarcales, y nos deja con un mensaje claro: el Patriarcado, como una tormenta de arena, todo lo cubre, y por eso debemos abrazar el Feminismo en nuestras vidas, de manera discursiva y en la práctica.

¿Esperanzadora al final? Creo que es una escena que hay que ver para sacar las propias conclusiones. Lo que es definitivo es que la lucha feminista contra este sistema no terminará mientras existan comunidades, así estén rodeadas de nada o llenas de luces, en las que los hombres reciban, por el simple hecho de ser hombres, poder sobre la vida de las mujeres, sus cuerpos, sus relaciones interpersonales y sus decisiones.

Hasta entonces, ¡Feministas!

-La Fata Morgana

Twitter @lafatamorgana_