De la realidad al cine.

Considero Requiem for a Dream parte de mi selección de películas favoritas tanto por la composición de la pieza como por el mensaje en que todxs en algún momento podemos empezar un camino sin retorno a partir de las necesidades que el capital nos impone. La nueva pieza de Aronofsky Mother! es para dejar la piel helada, en este punto si no la has visto y no te gustan los spoilers mejor detente y luego lees lo que vendrá.

Empecemos con lo básico, la trama gira en torno a una pareja que está en proceso de construir ¿qué? pues ella desea un paraíso para él y a él sencillamente sólo le interesa construir nuevamente su vida de escritor. Desde las primeras escenas se nota la fuerte devoción que ella le tiene y, por si fuera poco, las ganas inmensas de servirle/complacerle para que la vida de él sea perfecta o lo menos complicada posible. De manera inesperada llega un sujeto a la casa y al día siguiente llega la esposa de éste sujeto para hospedarse “por unos cuantos días” es en este punto donde toda la historia se empieza a desarrollar y gracias a los símbolos, si conoces lo básico de la religión católica, puedes encontrar la relación Dios, humanidad y Madre Tierra, claro que tiene que ser vista de forma dialéctica.

Si bien el análisis de las relaciones dichas anteriormente me deja la idea de que Dios es un machista, cínico, egoísta y narcisista es lo que menos me importaba al estar dentro de la sala de cine pues la mayor parte mi atención iba directo a ella, Madre. Y escena tras escena muestra su rabia al no ser escuchada, su inocencia al creer que él va a cambiar, sus ganas de brindar comodidad, su devoción a ser perfecta y sobre todo su amor en términos románticos, ese que daña y que nos termina matando. Como toda relación llena de violencia psicológica, física y emocional ella termina sin nada para que él pueda continuar con su vida, con su creación.tumblr_opyambzBUD1sn625no1_1280

Las últimas escenas donde tienen un diálogo digno del patriarcado él le pide que no lo deje para continuar y de pilón le dice que la ama y a lo que responde Madre “Tú nunca me amaste. Sólo amabas lo mucho que yo te amé” él ignora ese sufrimiento y antes de que muera le pide que le entregue lo último que queda de su amor que es, literalmente, el corazón convertido en un diamante ¿será que se plantea el amor como algo que nunca puede quebrarse? o ¿algo tan fuerte que puede resistir absolutamente todo? ¡NO! el amor no debe de ser violento, no tiene porque dejarte sin nada, no tiene por que exigirte, no tiene porque terminar con tu vida y tu esencia y tampoco puede usarse para excusar los atropellos a la dignidad de una persona, en este caso a la dignidad de una mujer.

Y así fue como me vi reflejada con mi poca trayectoria en relaciones sentimentales (pues no pueden llamarse de pareja) y me quedó más claro todavía que todxs esperan que seamos Madre y con lágrimas vuelvo a revivir aquellas partes de mi vida en las que fui esa mujer y me cuestioné los momentos en que cedí mi yo para tener una relación, o esos en los que mi individualidad se anuló por estar con alguien o, el que más me dolió, cuánto me esforcé para mantenerme en una relación tóxica. Al día de hoy no tengo pena de decirlo pues aquellas experiencias de dejar de lado mi dignidad, de recibir los golpes psicológicos, de sufrir abuso sexual, de sentir que el alma se me marchita me han permitido construirme como la mujer que soy ahora, una que a pesar de sus inseguridades momentáneas confía en su amor propio y en sí misma.

Las relaciones amorosas son las que más pueden dejar heridas en nuestro cuerpo y alma gracias a que son en ellas donde ponemos en mayor práctica nuestro machismo introyectado. Bien nos expresaba Kate Millet “El amor ha sido el opio de las mujeres como la religión de las masas.” y no, no está mal amar, creo que es un sentimiento que puede construir cosas maravillosas lo que está errado en nuestra cultura es la creencia de que el amor duele y tiene que dejarnos sin nada para que sea del bueno. Por eso la idea del amor propio es algo inconcebible para las mujeres pues si nos amamos antes de amar a alguien más sabemos que no tenemos que darlo todo para morir en el intento, saben que pondremos límites y que cuando estos sean quebrantados estaremos dispuestas a salir de ahí.

El personaje de Madre no es sino una manera cruda y directa de exponer todas las violencias que las mujeres vivimos día con día en 2 horas; también es una forma de señalar como la sociedad nos ha tratado a lo largo del tiempo, si somos “santas” merecemos ser las musas y si somos “putas” lo que recibimos son agresiones. Recordemos que el cine es una forma de reflejar aquello que estamos viviendo y si bien, puede que Aronofsky no decidió de manera intencional tocar el tema de género, lo hace pues en la historia es imposible no señalar millones de momentos en los que nosotras fuimos Madre.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s